martes, 14 de marzo de 2017

Banana Bread



Para este mes de marzo os traigo una receta típica americana que hacemos mucho en casa cuando tenemos plátanos (canarios, por supuesto), que están muy maduros y que ya nadie quiere comerse: Banana bread (pan de plátano). Un bizcocho húmedo, denso y muy sabroso.
En EE.UU este bizcocho es tan popular que hasta tiene un día dedicado, el 23 de febrero. En EE.UU hay días para todo, aunque en España, debido a las redes sociales, estamos llegando a lo mismo y así tenemos el día del pan, el día del huevo o el día de la croqueta, entre otros. Yo nunca me entero de cuándo son estos días, así que nunca hago esas recetas en esas fechas (casi con toda seguridad, aunque me enterase, no las haría), pero no deja de hacerme gracia la existencia de estos días y pensar que hay alguien que se molesta en pensar en poner un día a la croqueta, o a la tortilla de patatas por mucho que estos dos platos se lo merezcan.



Os dejo con la receta.


Banana bread







Ingredientes:

- 300 gr. de harina
- 150 gr. de azúcar
- 50 gr. de nueces o gotas de chocolate (o las dos cosas, 25 gr de cada una)
- 3 huevos XL
- 150 gr. de mantequilla a temperatura ambiente.
- 350 gr de plátanos canarios muy maduros, hechos puré.
-2 cdta. de levadura en polvo
- 1/2 cdta bicarbonato sódico
- 1/4  cdta. de sal

Para la cobertura (opcional): 

- 125 gr de chocolate de cobertura.
- 60 ml de nata.

Precalentamos el horno a 175º.

1. Batimos la mantequilla con el azúcar hasta que blanquee.
2. Añadimos los huevos uno a uno y seguimos batiendo a velocidad baja.
3. Echamos el puré de plátano y batimos.
4. Mezclamos los ingredientes secos, (harina tamizada, azúcar, levadura, bicarbonato y sal). Se lo vamos añadiendo poco a poco a la mezcla anterior, Batimos hasta que este todo integrado.
5. Añadimos las nueces  picadas en trozos pequeños y las gotas de chocolate y mezclamos con una espátula procurando que todo quede repartido homogéneamente.
6. Engrasamos un molde rectangular y vertemos la mezcla en él. Horneamos durante 50-60 minutos o hasta que, al pinchar con un palillo, éste salga limpio.
7. Dejamos enfriar y desmoldamos sobre una rejilla.

Para la cobertura, calentamos en un cazo la nata, echamos el chocolate y lo deshacemos en la nata caliente. Una vez deshecho el chocolate, lo echamos por encima del bizcocho.